Charlas sobre inversión - Pedro Vicente

Charlas sobre inversión

Nombre: Pedro Vicente

Edad: 55 años

País de nacimiento: Portugal

País/Ciudad de residencia: Lisboa

Empecemos nuestra conversación conociendo un poco mejor la historia/trayectoria de Pedro Vicente: infancia, juventud, primeros pasos en su carrera profesional, primeros sueños...

Nací en Leiria y viajé por varias ciudades hasta que llegué a Lisboa en 1993. Soñaba con ser médico veterinario. Acabé licenciándome en Derecho y haciendo las prácticas jurídicas. Empecé a trabajar en un bufete de abogados. Pronto me di cuenta de que quería trabajar en empresas, así que acabé trabajando en varias, en las áreas de alquiler de coches, cine y golf, como director comercial, director jurídico y administrador. Fue en 2003 cuando llegó el sector inmobiliario, con la Empresa Pública de Urbanização de Lisboa, a la que me invitaron a trabajar como director jurídico. Más tarde, fui invitado a desempeñar las funciones de director comercial y de gestión de activos (360 millones de euros), asumiendo la gestión de la extinta Imohifen.

¿Cómo empezó a interesarse por el sector inmobiliario?

Precisamente en la EPUL. Era una excelente escuela, indebidamente liquidada por el actual primer ministro, mientras era presidente de la CML. Fue la esperanza de muchos jóvenes (programa EPUL JOVEM), y también la promotora del primer hogar familiar de quienes acabaron con ella.

¿Cuáles son los principales retos a los que se enfrenta un promotor inmobiliario? ¿Qué influencia tiene el contexto macroeconómico de nuestro país y cómo ha influido el entorno en el sector?

El principal reto de un promotor inmobiliario es la burocracia y las decisiones erráticas e imprevisibles de las autoridades públicas. La concesión de licencias ha hipotecado esta industria durante décadas, lo que ha supuesto una invitación permanente a la corrupción. O se cambia drásticamente este panorama, o Portugal no "despegará". El país necesita un proyecto, necesita horizontes y metas. No tiene ninguno.

En términos macroeconómicos, Portugal se ha beneficiado de dos factores muy relevantes: el turismo y el sector inmobiliario. El atractivo del país y el excelente trabajo realizado en el turismo han cambiado el escenario. No tanto por la modernización del país y, en particular, por la erradicación de la burocracia. Portugal necesita eficacia y agresividad en los negocios. Pero, por desgracia, la actividad económica se confunde a menudo con la especulación. Y así todos estamos condenados a la pobreza en la que aún nos encontramos.

"...Portugal se ha beneficiado de dos factores muy relevantes: turismo y bienes inmuebles."

¿Cómo afronta la competencia en este mercado? ¿O prefiere considerar que no hay competidores, sólo socios?

Me gusta hablar de socios, de colegas de profesión. Y creo que nuestro país es único en este sentido. Gracias al excelente trabajo realizado en la APPII por su presidente, Hugo Santos Ferreira, los actores están cerca y se ayudan mutuamente si es necesario. Esto es muy positivo.

¿Cómo es su proceso de investigación de mercado antes de invertir en un nuevo proyecto inmobiliario? ¿Qué amplitud tiene su red de socios?

Contamos con una amplia red de socios, construida a lo largo del tiempo sobre relaciones de confianza. Ellos son la fuente de nuestro producto.

¿Cuáles son los principales factores que tiene en cuenta antes de desarrollar un nuevo proyecto inmobiliario? ¿La rentabilidad pura o también influyen factores como la revalorización de una zona geográfica determinada?

La geografía es clave, sobre todo en la mitigación de riesgos. Luego, los indicadores del plan de negocio son clave.

Sabemos que su presencia en las redes sociales es constante. ¿Cuál es su enfoque del marketing inmobiliario y qué importancia considera que tiene en los resultados de la empresa?

Compartir nuestros conocimientos y aprender de quienes hacen lo mismo es fundamental. Los portugueses necesitamos hablar más entre nosotros. La presencia en los medios sociales se ha convertido en una herramienta indispensable para los niveles de información de los que no podemos prescindir.

¿Cuáles son sus planes a largo plazo para su carrera en el sector inmobiliario? ¿Se ve en el sector durante muchos años? ¿Ve este contexto de incertidumbre constante como un problema o como una oportunidad?

Me veo terminando mi vida profesional en el sector. OVERSEAS trata de eso. Quiero que sea algo más que una institución mía -y de mis socios- que perdure. Y que contribuya a que se convierta en una referencia, que es el objetivo.

El contexto de incertidumbre será sustituido por uno de certidumbre, y viceversa. La economía lo enseña. Vivir esperando lo peor no es lo mío.

¿Cómo enfoca la sostenibilidad medioambiental en los proyectos inmobiliarios? ¿Cree que es sólo una "moda pasajera" o es algo que ha llegado para quedarse e influirá de forma permanente en el futuro del sector?

Quien no se haya dado cuenta de que es crucial empezar por ahí, apenas se ha dado cuenta de nada. La red se tensará. Los que se adapten más rápidamente sobrevivirán.

Los productos OVERSEAS tendrán un fuerte ADN medioambiental, centrado en la sostenibilidad. Por ahí es por donde estamos empezando.

¿Cuál ha sido el proyecto inmobiliario más desafiante en el que ha trabajado y por qué? ¿Hay algo específico que le gustaría compartir sobre ese reto?

AlcântaraLofts, de Habitat Invest. Fui, con gran alegría, administrador del promotor, socio del proyecto y comprador del producto final. Fue un laboratorio de experiencias, que afortunadamente acabó bien. Es disruptivo y, yo diría, atrevido. Me preocupaba mucho, pero hoy me llena de orgullo por su pequeño tamaño. Es un producto inmobiliario que invita al inconformismo y a la evolución. Se mete con las normas, provoca. Es rebelde. Hay que "leerlo" con atención.

¿Cuál es su enfoque para hacer frente a los retrasos incontrolados en un proyecto inmobiliario? ¿Cómo gestiona las expectativas de los clientes?

Mi planteamiento con los retrasos es acabar con ellos. Debemos erradicar la imprevisibilidad de nuestro sector, en la medida de lo posible. Y para ello debemos acabar con la resistencia de las autoridades públicas, que es inaceptable y que ha sacrificado al sector, sobre todo en Lisboa, donde la presión es mayor, a un rendimiento deficiente.

¿Desea dejar un mensaje a los interesados en la propiedad?

Quiero hacerlo. En particular para las mujeres y los jóvenes. Que vean este sector de la promoción inmobiliaria como una carrera de futuro. Que se interesen por él. Y que se desafíen a sí mismos para hacerse cargo de empresas e instituciones, para hacerlo mucho mejor.

Compartir este artículo

Facebook
Twitter
LinkedIn

Artículos recientes

Boletín de noticias

Suscríbase a nuestro boletín mensual para estar al día.

Respuesta
¿Qué podemos hacer para ayudar?
Hola,
¿Qué podemos hacer para ayudar?